Argentino Bolmaro aplaza su llegada a la NBA y acabará temporada en España

(AFP) Un día después de ser seleccionado con el número 23 del Draft, el joven escolta argentino Leandro Bolmaro confirmó este jueves que posterga su llegada a la NBA para terminar la temporada actual con el FC Barcelona de la liga española.

“He decidido quedarme en Barcelona después de haber hablado con mi agente, con Barcelona y mi familia. Este va a ser un gran año”, dijo un sonriente Bolmaro en un mensaje a los aficionados difundido por la cuenta de Twitter del FC Barcelona.

La noche del miércoles, el escolta fue escogido por los New York Knicks con el número 23 del Draft, la mejor posición para un jugador argentino en la historia de la NBA.

Sin embargo, Bolmaro fue inmediatamente traspasado por los Knicks a los Minnesota Timberwolves a cambio de las elecciones número 25 y 33 de ese mismo Draft, según reportaron medios estadounidenses.

El fichaje de Bolmaro, de 20 años, es una apuesta de futuro para los Timberwolves, que el miércoles se reforzaron con varias figuras que ocupan las mismas posiciones que el argentino.

Con el número uno del Draft, Minnesota escogió al escolta Anthony Edwards y posteriormente se hizo también con el base español Ricky Rubio en un intercambio con los Oklahoma City Thunder.

Por el momento, Bolmaro seguirá sumando minutos de juego y experiencia en el FC Barcelona, uno de los principales equipos del basquetbol europeo que tiene como estrella al ex jugador de la NBA Nikola Mirotic.

En agosto pasado, el argentino había renovado su contrato con el club español hasta junio de 2023 con una cláusula de salida a la NBA.

Bolmaro fue el segundo jugador argentino en ser escogido en la primera ronda del Draft, después de Carlos Delfino (puesto 25 en 2003), y por delante también de grandes estrellas del país como Manu Ginobili y Luis Scola, que fueron elegidos en la segunda ronda.

“Para mí es un sueño, no lo puedo creer. Lo voy a disfrutar y disfrutar”, alcanzó a decir el miércoles Bolmaro, que celebró la elección con familiares en Barcelona.

El argentino puede jugar en cualquier posición exterior y posee un gran manejo de balón para su altura (1,98m) aunque por el momento no ha conseguido afianzarse en el quinteto inicial. En nueve partidos de liga disputados esta temporada promedia 4,2 puntos y 2,0 rebotes en 14 minutos.

    Leave Your Comment

    Your email address will not be published.*